Se ha dicho y escrito mucho acerca de la marca personal. Hemos leído libros y hemos visto ejemplos claros en la vida cotidiana, de personas que han hecho una gran “marca personal” y viven de ella. Qué es si no un influencer, una persona que ha generado una marca personal potente, desde la que lanza consejos profesionales o en otros casos sobre otras facetas de la vida (moda, nutrición, ocio, etc.).

A cada persona que encuentro en mi entorno profesional, la invito a que trabaje su marca, a que defienda su profesionalidad ante el Mundo, por medio de esta maravillosa herramienta que es internet, en la que puede encontrar fórmulas de lo más variopintas.

Veo triunfar algunos perfiles en Tick Tock, una red muy singular, en la que el video es protagonistas, o en Instagram, en la que la imagen, incluido el video, también es el elemento que cuenta y sigo pensando que aun nos queda mucho por ver. Cuando pensemos que no hay otras posibilidades, nos encontraremos con una fórmula nueva, seguro.

Te animo a que hagas tus pinitos, a que revises en qué red social te encuentras más cómodo o cómoda y que fijes una estrategia de trabajo en la que puedas perseverar. Nunca te exijas cosas que no puedas cumplir. En esta materia de “marca personal”, lo más importante es la constancia, no podemos ser como el Guadiana, que nace y desaparece.

Te aconsejo seguir un perfil que ha creado mi compañera y que en apenas dos meses ha conseguido en Instagram una multitud de seguidores, @reclutandovoy.

La “marca personal, hay que trabajarla, sin prisa, pero sin pausa.